Canal RSS

Capítulo 5 “Dentro de mí”

Publicado en

Siento en mi interior un vacío, tal vez porque antes de comenzar la charla con mamá, sentía la nostalgia de verla de esa manera y que todavía ella me pudiera decir todo lo que pasó, sentía miedo de saber toda la verdad de aquellos tres meses, ansias, curiosidad, tuve yo creo que casi todo los sentimientos, emociones existentes, y peor aun todas pasaban una y otra vez. Así que empezó todo.

Mi madre empezó a decirme que como es que sigo vivo, como es que nadie le notificó acerca de que yo estaba vivo, la verdad lo único que pude contestar fue, que ni yo sé si estaba vivo o no. Mi madre me puso una mirada rara, diciéndome ¿cómo es posible que ni yo sepa de mi sobre tres meses? El silencio fue por unos pocos segundos cuando por fin pude contestarle a ella, que yo no sabía que había hecho en estos tres meses no recuerdo nada ni un nombre, sólo recordaba haber salido de una clínica, yo pensando que estaba rehabilitado. Mi madre me dijo que ella me contaría todo lo que paso en esos tres meses lo suficiente como para poder hacerme una memoria artificial y saber todo lo que paso. Yo en ese momento podría jurar que sentí un alivio al tener a alguien que por lo menos me diga algo de lo ocurrido.

Decidió mi madre empezar con cómo es que empezó su enfermedad, fue uno de los primeros días de Septiembre me decía ella, estaba cuidando sus lirios, su planta favorita y la una de las representativas de Francia y que a ella le encantaba cuidarlas, fue cuando después su vecino Anton la acompañó como todas las tardes para la comida, solían ir a un viejo restaurante, y fue cuando terminando con el postre, empezó a sentirse mal, le ardía el pecho según ella, y se desmayo enfrente  el. Mi  madre me dijo que inmediatamente Anton la recogió y se fue al hospital con ella en brazos, mi madre se quedó con un nudo en la garganta, yo solo veía, mi egoísmo estaba pasando el límite y quería saber más, hasta en el momento en que me dijo que después de ese ataque cardiaco le dijeron los doctores en el hospital, que su enfermedad no tenia cura que no se sabe rastros sobre ella, y que para mantenerla más segura y en cuarentena tendría que estar, y si es que llega a dar otro ataque cardiaco que tendría su enfermera las 24 horas para mas seguridad y que no se salga de control, en ese momento me mi madre empezó sacar las primeras lagrimas, y con esas primeras lagrimas decidí detenerme decirle que otro día vendría a preguntar mas. Ya que sentía algo en mi no sé si era el remordimiento de que mi madre no podía ver a nadie más que a su enfermera o que yo todavía quería saber sobre mí.

Lo único que vino a mi mente al salir de la habitación fue hacer feliz una vez más a mi mamá y que mejor manera que comprarle uno de sus lirios favoritos, yo quería ver a mamá sonreír una vez más, y esa sonaba una idea perfecta así que fui a comprar el lirio a una florería no muy lejos de ahí. Los compre y corrí hacia casa de mamá lo más rápido posible para imaginarme su cara. Entré a la casa y la enfermera me vio de una manera rara, pero entre a donde ella estaba, mi madre me vio y vio su ramo de lirios que llevaba en mano y cerró los ojos lentamente sonriendo. No podía creerlo mi madre había muerto.

Lejos de mi egoísmo y muy atrás de mi interés de mi memoria tome la mano de mi madre y estuve con ella algunos minutos y después salí del lugar, fuera de la casa la enfermera se estaba retirando, me dijo que mi madre estaba muy cansada y que  no faltaba mucho para que sucediera su ultimo respiro, solo me dijo que ella se tenía que ir al hospital a notificar sobre lo sucedido y se marchó.

Yo tomé la decisión de irme a quedar en un hotel cerca de ahí.

Acerca de ferx019

Y todo inició desde... Nací el 19 de diciembre de 1992 tengo 21 años, estudiante en la EST (Escuela Superior de Turismo del IPN) Una persona a la que le gusta hablar, escribir, escuchar pero sobre todo me intento expresar en este mundo de locos. Lograr que quien me lea le agrade así como a mí me agrada escribir ese es lo único que me interesa. Llegamos a este mundo a vivir experiencias y a tropezar mil y un veces y todas aquellas experiencias son las que muchas veces me hace escribir y escribir. No tengo nada de estudios en escritura, filosofía ni nada, solo hago lo que me gusta y espero que te guste. ¿Las opiniones? Puedes dejarlas en comentarios o enviarlas a mi e-mail ferch17d@gmail.com

Comentarios

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: